martes, 4 de mayo de 2010

Paul Collins "El hombre que pudo reinar"



Paul Collins pudo haber sido un autor de referencia para las siguientes generaciones. Sus canciones podrian haberse versionado cientos de veces y la altura de sus creaciones debería haber trascendido tiempo y espacio. Si gente como Elton John, Paul McCartney o Eric Clapton, entre otros muchos viven de sus rentas, alejados de ese talento que una vez poseyeron, Paul Collins debería haber estado situado en ese párnaso de grandes, aunque hoy en día estuviese en situación similar a los antes mencionados.
Pero no fue así ya que el bueno de Paul se ocupó él solito de cargarse su carrera, y no sólo una vez ya que su capacidad para terminar en callejones sin salida se podría considerar casi legendaria.
Desde su nacimiento en un pueblo e Long Island, a su paso por Saigon , con su madre, sus hermanos y el mejor amigo de éste, más tarde en Grecia, y después con su padre en Nueva York, Collins demostró que poseía dos únicos talentos. Una capacidad innata para todo lo relacionado con la música desde que escuchase a los Beatles y concentrase toda su atención en emular a los de Liverpool y un talento único para estropear todo aquello que le podría haber generado una vida mejor.
De estos hechos y muchos más nos habla el propio Paul Collins en su libro autobigráfico “Mi Madre, Mi Mentor Y Yo” publicado por la editorial Gamuza Azul en 2006, año en que el propio Collins terminó el libro.
El de Long Island no es un escritor en el sentido literario del término pero tiene el suficiente talento y, sobre todo, el sentido de humor necesario para poder hablar de si mismo, incluyendo los temas más escabrosos y terribles de su existencia, con una sinceridad y una ternura, si ternura, tan cercana al que lo lee, que más que autobiografiarse, se diría que estás echándote una cerveza en uno de esos bares que regentó el músico en su exilio ibérico cuando, ya harto de darse cabezazos contra la misma pared, decidió ir a Europa, lugar que le prestaba atención e incluso veneración.
Lo que Collins logró en su carrera fue asentar ese sonido Beatles que tan grato le era y crear un sonido Pop-Rock propio, intenso, cálido, desde el corazón. Entregando a cada composición un pedazo de si mismo y dejando en el intento la humanidad y la posibilidad de salir entero del combate contra si mismo y su estupidez.
Leerse este delicioso libro es echar la vista atrás, a unas décadas que alguno aún es capaz de recordar y entender un poquito más tu propia existencia, recordando lugares comunes y hechos que, tal vez, en algún momento se parecen, a veces, tal vez demasiado.
Te reirás, te emocionarás y acabarás amando un poquito a este pequeño gran autor de canciones que, para el que suscribe, han hecho historia.
Paul Collins, un colega. Un grande.

Paul Collins - Still Want You

Paul Collins - Falling In Love With Her


5 comentarios:

Iñigo Fernández Arrarás dijo...

cojones, qué casualidad. Ayer me fui a correr y en mi mp3 no paraba de sonar la del video y Different kind of girl o You won't be happy...hay que reivindicar a un tipo así. ¿No vivió en Madrid?¿sigue activo?

TwoHeadsOneBrain dijo...

Iñigo : Si,vivio en Madrid, regento un bar de copas, sus dos primeras esposas fueron españolas y ahora creo que esta a caballo entre Cadiz y San Francisco, tambien produjo a grupos españoles como La Granja,Los Limones Y Los Protones. Por cierto llevo buscando los discos que edito en España en la decada de los noventa y no los encuentro, por casualidad no los tendras y podiamos hacer un apaño, seria un puntazo.....Saludos

Iñigo Fernández Arrarás dijo...

Creo que tengo el directo en sala Universal (pero ojo, en cinta cassette jeje) que es de cuando yo empezaba a oir r'n'r.
Estará en mi casa familiar, si te interesa, te la regalo directamente... a saber lo que hay en la otra cara pero algo bueno, sin duda. Ahora queda el Ares.
SALUDOS.

TwoHeadsOneBrain dijo...

Que casualidad, justamente el unico que tengo yo tambien, en fin, gracias por el intento...Un Saludo

TwoHeadsOneBrain dijo...

Ah que se me olvidaba decirte, que si, que sigue en activo, de echo sus dos ultimos discos son muy buenos,Flying High (2007),Ribbon Of Gold (2008). Bye.