miércoles, 4 de septiembre de 2013

Chris Shiflett And The Dead Peasants: Corazones De Honky Tonk



Reticente es la palabra que me define a la hora de afrontar este, por otro lado, buen disco de covers de clásicos del Country. Reticente porque desde que en 2010 sacasen su primer e imprescindible álbum de titulo similar a la banda, mi corazón anhelaba un segundo disco lleno de canciones tan buenas como "Helsinki" o "Get Along". Pero los caminos que Shiflett y su banda tenían previsto cruzar y el bareto emocional al cual querían llegar a dar con sus huesos, no pasaba cerca de mi esperanza sino hacia un proyecto llamado "All Hat and No Cattle" diez versiones de lo más granado y puro del Country norteamericano.
Nueve canciones del más  clásico  honky-tonk creado por artístas como Don Rich, Waylon Jennings, Faron Young, Buck Owens o Merle Haggard  y una décima canción original de Shiflett y la banda titulada “A Woman Like You”.

Y, la verdad, el disco suena de la ostia. El sonido que el guitarra solista de los Foo Fighters crea junto a sus Campesinos muertos es soberbio, intenso, rico en matices y muy, muy honesto y cariñoso con las versiones originales.

Las versiones son básicamente todo lo fiel que se puede ser a las canciones originales, con las lógicas diferencias respecto de la del equipo de grabación de alta calidad para obtener un sonido mucho más completo y más potente de sus instrumentos. Aparte de eso, la actitud es la misma que las grabaciones originales, con unas pocas excepciones, tales como el outro de la versión de "Playboy" de Wynn Stewart o el sonido del órgano de apertura al principio de Waylon Jennings "Are you Sure Hank Done it This Way”  que mantiene sutiles diferencias; apreciadas en temas como "King Of Fools de Buck Owens "Pop a Top" de Jim Ed Browny y "Skid Row" de Merle Haggard son re-imaginadas con la  energía del punk-rock y el trallazo sonoro que la tecnología les permite a los músicos hoy en día a diferencia del de las grabaciones originales de baja fidelidad. 

Uno ve el mundo bajo el cómodo prisma de su egoísta y manipuladora conveniencia y se encabrona estúpidamente si la realidad no se acompasa a su percepción del mundo. Esta actitud tan infantil y mediocre, me crispa en mi mismo. Me enloquece el sentir que se me escapa de las manos una realidad que, neciamente, sólo existe en mi cabeza.
Aceptar el mundo como viene y a las mareas y su romance con la luna llena o los amaneceres nublados y a un sol precioso guiñándote un ojo a través del gris es necesario para vivir una vida de plenitud, sin claroscuros que emponzoñen la música que suena en todas partes.
Esto es ser valiente, creo yo, reconocer desde las grietas del alma que uno se equivoca...y, después aprender de esos errores. Igual que, afortunadamente he hecho con este gran disco.






4 comentarios:

RAFA dijo...

"aceptar el mundo como viene.." que frase tan sencilla pero que complejo resulta.. menos mal que musicas como las que nos recomiendas nos hacen este transito mucho mas agradable. un abrazo,

bernardo de andres herrero dijo...

Lo escuchado me ha parecido selecto caviar. Costello-scortches cojonudo

Carolynn Underground dijo...

Pues yo paso de amaneceres nublados, ...me mola el sol que veo todas las mañanas y lo quiero siempre chico rockero...supongo que cuando uno sabe lo que quiere, no se conforma con cualquier cosa y manda las nubes a tomar por riau que de esas ya hemos tenido bastante ufff tiempos hace y si por ello soy egoista, quiero serlo siempre joder, la más egoista del puto universo ;)), mañana amaneceré con Chris Shiflett y con este buen rollo pasaré el día...muuuaaakkkk

TwoHeadsOneBrain dijo...

Y tienes razón Rafa y tengo razón, ¡que coño!
Bernardo, me ha costado entrar pero de acuerdo contigo un buen bocado de música.
Carolynn ¿Como no vas a pasar de días nublados si eres un sol?
Mola que seas egoista, de esta manera tan egoista y maravillosa. Atesora la luz de tu sonrisa y la fresca brisa del parpadeo de tus ojos
Yo amaneceré mañana con la mejor música del mundo