viernes, 14 de diciembre de 2012

Jersey Budd : Vendrán Días Más Malos..Y Los Haremos Arder




Días cabrones para la gente a la que le duele el mundo sin lugar a dudas. Si no eres capaz de mirar para otro lado cuando la podredumbre, moral, la miseria emocional y toda esa legión de necios se van apoderando del mundo y,  lenta e inexorablemente lo lanzan a un espectáculo suicida, entonces, colega…Estás jodido.
Y es cuando más necesitamos una luz pura y limpia. Un aire fresco y poderoso que sea capaz de barrer esos malos pensamientos, ese desánimo que puede ser funesto para el alma y anclar a ésta a ese sofá gris y desventurado donde nos iremos hundiendo más y más; sin apenas darnos cuenta.

Así, es un lujo para nosotros anunciarles la salida al mercado de un EP de cinco maravillosas canciones de este colega británico que atiende por el nombre de Jersey Budd.
Tras su poderoso, adictivo y extraordinario “Wonderland” del año 2009 el de Leicester ha logrado y, malditas sean las discográficas y sus putos ejecutivos por no saber una puta mierda de qué significa la palabra talento, sacar a la calle cinco canciones llenas de intensidad, pasión y amor por la música.
Porque lo que logró Budd en 2009 fue autoproducirse y autoeditarse su “Wonderland” ya que. La cosa estaba tan justita que el músico pidió pasta por adelantados a la gente que iba a verle a sus conciertos prometiendo devolverle ese dinero en  forma de su primer disco.
Así funcionan las cosas en este mundo prostituido por necios que ni saben, ni aman, ni les importa la música. Estúpidos, aburridos, babosos y pagados de sí mismos, graban sin problemas, mientras que gente del talento del músico de Leicester, a duras penas, sobreviven de su música y logran publicar cinco canciones que, valen su peso en plata, pero que tienen ese pequeño hándicap, que la escucha dura menos que tu novio follando.

¡¡Pero qué canciones colegas!! . “Belong” con la que se inicia el álbum, es todo un ejemplo de cómo se debe hacer una canción. Poderosas guitarras, unos coros góspel que me hacen llorar de placer y ese sonido de la canción que hace  que incluso  podría haber estado incluida en el “The Rising” del de New Jersey. “Your Love  is My Release” posee, a partes iguales ese toque New Jersey que gente como el propio Springsteen o el gran Southside Johnny imprimen a sus canciones. Apasionados estribillos dentro de una maquinaria de Rock N Roll bien engrasada. Y después, “You Got a Hold On Me” la cual bebe directamente de los sonidos de los grandes Rockers británicos de los setenta. Y ese sentimiento e intensidad tiene continuación en la canción que da título al disco una maravilla Rock N Roll Soulera de altísimo octanaje que el propio Southside Johnny hubiera matado por cantar con sus Asbury Jukes.
 El final es una belleza llena de poesía y recuerdos bonitos titulada “Alone in Piccadilly” y, los que conozcan la zona, sabrán de lo hermoso e irónico del título.
Si, son sólo cinco canciones. Seis si le añades el single, como hemos hecho nosotros, del cover de Louis Armstrong: “When You're Smiling” cantado a coro con la gente del Leicester City F.C. del cual Budd es forofo. (sip, nadie es perfecto querida Daphne)

Algunos creen, neciamente, que Jersey Budd es un remedo británico del Boss y aseveran, más neciamente aún, que incluso su nombre está a la sombra del de Asbury. Lo que no saben es que al chaval le bautizaron Joe por un boxeador de los años cincuenta llamado Jersey Joe Walcott, del cual era fanático el padre, gran aficionado al boxeo y de niño al futuro músico su viejo le llamaba Jers.
¿Qué suena a Springsteen? Si, y a Dylan y al Rod Stewart que cantaba y hacia Rock N Roll y a Frankie Miller pero, sobre todo, suena a Jersey Budd. Un tío con pundonor, con tesón, con rabia y ganas de mantener la cabeza alta, de no tragar con miserias, de no dejarse llevar por el abatimiento, por las mezquindades ajenas de esos mediocres que hacen de la crítica su leif- motiv. Un tío que no llenará estadios, o si, (espero comprobarlo algún día), y que persiste en avanzar contra un viento que le aúlla: “Abandona, déjalo, ríndete, no te conocen más que dos y tus discos los conocen otros dos” Pero, los dos que oímos y nos emocionamos con sus canciones para gente tan cojonuda como Jersey Budd, tal vez, seamos suficientes.
No es cuestión de que te adoren cien mil, es cuestión de que te quieran dos, tres, cinco personas…Eso debería ser suficiente para cualquiera con corazón y alma.


Jersey Budd : Heartbreaker


Jersey Budd : Alone In Picadilly


2 comentarios:

Carolynn Underground dijo...

Suena de la ostia...Y yo ya me he enganchado a este tio, como a casi todo lo que suena por aqui, y bueno, aunque sean pocas, la intensidad de todas ellas valen más que muchos que se empeñan en publicar paja en sus CDS para hacer montón...
A todos esos novios de los que hablas...con poner las cuatro canciones una y otra vez en un mismo dia...¿No? Digo yo...jejeje
Besos a los dos lados TwoHeads

Addison de Witt dijo...

¡Vais a acabar conmigo tíos...!!!

Buen fin de semana amigos...