lunes, 8 de junio de 2015

Danny and the Champions of the World: Canciones Que Suenan A Tormentas De Verano


Hablar del nuevo álbum de la banda de Danny Wilson apenas tiene sentido. La nueva obra de los australianos habla por si sola. A decir verdad, igual que los trabajos anteriores. hay veces que las palabras redundan, y en muchas ocasiones estropean, lo que la música sabe expresar con una pureza y una intensidad a la que, al menos este que suscribe, difícilmente podrá llegar.

Las doce canciones que componen "What Kind of Love" poseen esa magia que a veces desborda toda comprensión y encasillamiento que, se le supone a la creación artística. Las canciones de la banda rezuman una poderosa mixtura de sonidos, de esos que vuelan muy alto y, a la vez, se enraízan en el fondo de la tierra húmeda y eterna de la música, que es como decir que agarran tu corazón y lo envuelven en un abrazo tan hermoso y necesario que gimes, feliz y te abandonas a las canciones que son un eco del latir de esa canción que arde en ti y que, demasiadas veces, ignoras como hacerla sonar. Menos mal que hay gente como los seis tipos estos que honran una de esas grandes obras de la literatura que nadie ha leído. Y es que Danny y los campeones del mundo son un cuento bonito que es maravilloso cantar y contar y, en esta obra, joder, se han superado creando un compendio delicioso de puro Soul. 100%  emocional. Sentimientos que llueven en el corazón como una tormenta en verano templando y refrescando el alma. 

La banda ha creado algo espectacular de un modo sosegado y lleno de pureza. Músicos blancos que sienten en negro. músicos que no roban sino que beben de lo mejor del Soul del sonido Muscle Shoals y la Stax de los sesenta, setenta. Pedacitos del Street Legal de Dylan, trocitos de Mink Deville Y algo único y cargado de alma como es la honradez de unos tipos que quieren expresarse y pintar de sol y nubes de algodón de feria cada día de sus vidas y, por extensión, de la tuya.

La maravillosa y adictiva "Clear Water", que ya forma parte de la banda sonora de mi vida, "This Is Not a Love Song" "The Sound of a Train", "Just Be Yourself"..joder...todas las puñeteras canciones del disco pero, incidiendo en ,el trabajo de guitarra de Paul Lush en "It'll Be Alright in the End", los preciosos coros femeninos que enbellecen la obra o el delicioso saxo de  Geoff Widdowson revoloteando como un cuervo negro y cargado de Soul y aleteos de Jazz por cada canción, hacen de cada esquina del disco, un lugar para vivir. De cada frase una declaración de amor, de cada nota un latido de un corazón que bombea sentimiento y emoción.

Y, creo, que aquí ya hay demasiadas palabras para expresar algo tan sencillo como que " What Kind of Love" es hermoso, limpio y lleno de una luz que nos es tan necesaria como el alma que necesita cantar cada segundo de una vida que se vuelve más bonita con un disco así.



5 comentarios:

RAFA dijo...

Disco fantástico. Lo mejor del año , y para disfrutarlo muchísimo tiempo. No esperaba que se superaran con el anterior, están en un estado de forma increíble. un abrazo,

Addison de Witt dijo...

Se me esta haciendo mas largo escucharlo, lo tengo pedido en vinilo y lo espero para esta semana, asi que aún lo tengo pendiente pero leyendote ya veo lo que me espera.
Un abrazote

victor dijo...

No conecto con estos tipos con barbas y sonidos folk de hoy dia
Un saludo

Johnny J.J. dijo...

Una gozada de disco, otro más de un artista que ha crecido mucho en sus últimos trabajos. Saludos.

bernardo de andres herrero dijo...

poco que decir sobre este maravilloso disco que no se haya mencionado ya